En Navidad, regala viajes personalizados

    En Navidad, regala viajes personalizados © Depositphotos.com/Viperagp

    Si estás cansado de regalar siempre lo mismo (pijamas, abrigos, juguetes, colonias, maquillaje, zapatillas…), aún estás a tiempo de cambiar: estas Navidades puedes regalar viajes.

    Tal vez, a estas alturas, tampoco te parezca un regalo original; sin embargo, es al menos más perdurable que los regalos materiales, puesto que un viaje se disfruta en la experiencia y queda para siempre en el recuerdo de quien lo vive.

    En Navidad, regala viajes personalizados

    Lo primero que debes decidir es qué vas a regalar exactamente, pues puede ser sólo el vuelo (para dar el empujoncito que se necesita para viajar), el alojamiento con la pensión incluida o sin ella, alguna actividad para realizar en el destino o todo lo anterior.

    Es importante que, como siempre que se hace un regalo, pienses bien en la otra persona y en si podrá permitirse económicamente completar el viaje, en caso de que no se lo regales con todo incluido.

    Para presentar tu regalo puedes hacer un vale: "vale por un billete de avión ida y vuelta", "vale por dos noches de alojamiento y media pensión en un hotel de tres estrellas" "vale por un viaje"…

    Tú decides los límites que estableces. Si no eres muy mañoso puedes buscar en Google "vale por" y en seguida encontrarás varias imágenes con vales de regalo para que puedas extraer ideas de cómo hacer el tuyo propio.

    Cajas regalo, una buena opción de emergencia

    Si prefieres regalar varias opciones de alojamiento para que quien lo reciba elija sobre su viaje, una opción muy conocida es la caja regalo, por ejemplo las de Smartbox.

    Tú decides qué tipo de viaje quieres regalar y quien lo recibe decide qué lugar visitar entre las opciones que se ofrecen en la caja.

    A mí me regalaron la caja de “Refugio con Encanto” (59,90€) con un abanico de 370 alojamientos rústicos en España o Andorra para dos personas durante una noche en régimen de alojamiento y desayuno.

    Todavía no he decidido cuál disfrutar -tengo hasta el 31 de abril para hacerlo-, pero ya he estado leyendo el librito en el que vienen todas las opciones y he visto que algunas de ellas también incluyen detalle de bienvenida o salida de la habitación más tarde de las 12.00h.

    Es aconsejable que informes a quien reciba tu regalo que debe leer bien todo lo que incluye cada opción por si encuentra, como yo, detalles adicionales, y que busque en Internet cuál de todas estas opciones se adapta más al tipo de viaje que busca.

    Para efectuar la reserva simplemente hay que seguir las indicaciones que vienen en la propia caja; en mi caso se puede hacer llamando al teléfono que aparece en el bono o directamente por la web, siempre indicando el número de código del bono. 

    Otra opción es regalar las ofertas que se anuncian en Groupon, Letsbonus, etc.

    El único posible inconveniente de estas ofertas es que, normalmente, ofrecen un período de validez más limitado: por eso es importante que te fijes bien en las fechas que se establecen y te asegures de que quien recibe tu regalo podrá viajar en ese período.

    Ahora sólo queda que te atrevas a regalar experiencias. Decía San Agustín que “el mundo es un libro, y aquellos que no viajan tan sólo leen una página”.

    Con este regalo contribuirás a que los demás sigan leyendo y aprendiendo sobre el mundo.

    ¡Compártelo si te ha gustado!

     

    Como-vencer-el-desamor

    Buscar en la web

    Go to top