Algunos de los tópicos más extendidos en nutrición deportiva

    Algunos de los tópicos más extendidos en nutrición deportiva © Depositphotos.com/VadimPetrov

    Es muy común, en algunos deportistas que realizan dietas por su cuenta o están incorrectamente asesorados, cometer ciertos errores en la alimentación que, en ocasiones, pueden acarrear desequilibrios nutricionales que deben corregirse mediante un adecuado programa nutricional, lo que contribuiría a mejorar su salud y rendimiento físico.

    Tópicos más extendidos en nutrición deportiva

    En el siguiente artículo te desvelo algunos de los errores más comunes en la alimentación de las personas físicamente activas, tales como:

    1.- El aumentar la ingesta de proteínas no hace que aumente proporcionalmente la masa muscular.

    Por supuesto, para construir y renovar las estructuras corporales hace falta un aporte extra de proteínas; de las recomendadas (0.8 – 1 gramo/kilogramo/día) para una persona sedentaria, para el deportista hay que aumentar hasta 1.5 gramos/kilogramo/día.

    Sin embargo, está comprobado que la dieta media española es rica en proteínas y que toda la población, incluidos los sedentarios, ingieren la cantidad recomendada para los deportistas.

    El organismo es capaz de almacenar las proteínas, y las que exceden las cantidades necesarias son transformadas en grasa.

    Además, el exceso proteico obliga al hígado y al riñón a un trabajo adicional y favorece la desmineralización ósea. Los suplementos de proteínas y aminoácidos aislados tampoco son aconsejables de forma rutinaria.

    2.- Es común, en alimentación deportiva, mirar las grasas con recelo, teniendo en cuenta que los carbohidratos deben ser el componente mayoritario.

    Sin embargo, muchos deportistas suelen tener dietas con un excesivo aporte de grasa y con menos carbohidratos de lo deseable.

    Es el caso de muchos deportistas que tienen que controlar estrictamente su peso; en sus dietas a veces se restringe el consumo de hidratos de carbono, lo que contribuye a desequilibrar más el régimen y a alejarlo del ideal recomendado.

    Lo recomendable es aumentar a un 60-70% los carbohidratos de la dieta y reducir a un 20-25% la cantidad de grasa.

    Ten en cuenta que para una persona sedentaria los porcentajes varían entre un 55-60% de carbohidratos y entre un 25-30% de grasas.

    3.- Una deficiencia en vitaminas y minerales perjudica la capacidad funcional, y corrigiendo esta carencia ayudamos a aumentar el rendimiento.

    Sin embargo, las mega-dosis de estos nutrientes no energéticos o su utilización por individuos que no tienen deficiencias no supone ninguna ventaja; al contrario: pueden asociarse con perjuicios sanitarios y funcionales.

    En el caso de los deportistas con alto gasto energético, si tienen una dieta variada pueden suplir fácilmente los aportes adecuados de vitaminas y minerales, pero los que siguen una dieta hipocalórica pueden tener dificultad para sustituirlos, por lo que es recomendable la utilización de suplementos (siempre pautados por un especialista).

    4.- Muchas de las pautas que giran entorno a la alimentación del deportista carecen de fundamento.

    Se basan únicamente en la experiencia pasada de deportistas de éxito, que probablemente no son expertos en nutrición y consiguieron triunfar por tener unas cualidades físicas excepcionales y no por el seguimiento de una dieta u otra.

    Recuerda que no existe ningún alimento o dieta que te haga ganar en tu deporte, pero el seguimiento de una alimentación correcta puede marcar la diferencia entre el éxito y el fracaso en el momento de una competición.

    En resumen, toda pauta que no sea recomendada por un profesional y que aumente el rendimiento a coste de perjudicar la salud no es rentable y a largo plazo perjudica también la capacidad física.

    Para ser duradero, un buen rendimiento tiene que asentarse sobre un estado nutritivo correcto.

    La dieta adecuada no sólo tiene que facilitar conseguir el peso y las condiciones físicas idóneas para rendir al máximo en una determinada actividad, sino que también tiene que conseguir el mejor estado nutritivo y la mejor salud.

    ¡Compártelo si te ha gustado!

     
    Go to top