Con el término “violencia de género” denominamos al abuso que se produce entre hombres y mujeres en el seno de la pareja.

Solemos escandalizarnos, y con razón, ante los casos de hombres que asesinan a sus mujeres tras una ruptura sentimental o por un simple ataque de celos.

También existen los casos de mujeres que agreden físicamente a sus parejas, aunque son minoritarios.

Tal y como describe la Real Academia de la Lengua (RAE) en su segunda acepción, admirar a alguien supone “ver, contemplar o considerar con estima o agrado especiales a alguien o algo que llaman la atención por cualidades juzgadas como extraordinarias”.

En el contexto de las relaciones, fijarnos en lo bueno que, desde la óptica personal, caracteriza a nuestra pareja, ayuda a despertar nuestra admiración por ella.

El orgullo es una emoción algo ambigua, que a veces se convierte en un arma de doble filoEl orgullo es amor propio, pero también puede resultar destructivo en ciertas ocasiones.

Tu relación sentimental es uno de los contextos más propicios para que salga a la luz el orgullo insano, jugando en tu contra en lugar de a tu favor.

Hoy reflexionaremos: ¿hasta qué punto el orgullo es deseable? ¿Es aliado o enemigo del bienestar emocional de tu relación de pareja?

Todos nos enfadamos. El enfado es una de nuestras emociones primarias, y nos sirve para reaccionar ante una injusticia y querer optar a algo mejor.

Sin embargo, el enfado continuo y excesivo es contraproducente y crea una dinámica social negativa.

Siempre que se trate con respeto, sin agresividad, hostilidad ni descontrol, el enfado es una respuesta natural.

La pareja es uno de los ambientes más proclives a crear situaciones de irritabilidad, pero existen técnicas que puedes aprender para manejar tus respuestas de enfado. 

No es la primera vez que comentamos la importancia de la comunicación en la pareja. Ésta es vital para el mantenimiento de una buena relación.

En este artículo damos un paso más hacia la adquisición de las herramientas necesarias para una buena comunicación, y desarrollamos un concepto que quizá sea desconocido para ti: la asertividad.

¿En qué consiste? ¿Cómo puede ayudar en tu relación? ¿Qué puedes aprender para comunicarte mejor?

Página 6 de 7

 

 

Go to top